La madre de un nene víctima de abuso denuncia amenazas de la familia de los acusados

Luego de que su hijo de 7 años y otro nene fueran abusados sexualmente en el asentamiento Ávalos y se imputara a dos vecinos de 19 y 16 años por el hecho, una mujer denuncia que recibe “amenazas” de los familiares de los acusados y teme que regresen al barrio.  

«Lo que pido es que la Justicia actúe para que las familias de Alarcón y de Morales no vuelvan al barrio. Mis hijos son chicos, y temo por la vida de ellos”, señaló la mujer.

Fue el 26 de octubre del año pasado que la mujer, Z.S., denunció que su hijo de 7 años y un vecino de 8 años fueron abusados. El hecho ocurrió en el asentamiento ubicado en avenida Sabín y calle 15, y despertó gran malestar entre los vecinos del barrio que, tras conocerse el hecho, quemaron las viviendas de los acusados por lo que las familias de ambos debieran mudarse.

Días después de la denuncia, el fiscal que intervino en la causa Lucio Otero ordenó la detención de los acusados.

Sobre la situación de ambos, este medio pudo saber por fuentes judiciales que Alarcón ya tiene la prisión preventiva y permanece alojado en la comisaría Undécima de Resistencia. Mientras que el menor en un primer momento fue alojado en la aldea Tres Horquetas pero luego fue liberado bajo condiciones, entre ellas una medida perimetral para que se acerque a los niños.

La madre del nene de 7 años abusado contó que en la semana tomó conocimiento de que la familia del menor acusado volvería a vivir al barrio, lo que generó la preocupación de los vecinos. «Mi hijo aún se recupera del abuso y todo lo que padeció, y el otro nene está con tratamiento psicológico», sostuvo.

Además, relató que las familias de los acusados fueron denunciadas en varias ocasiones por amenazar tanto a las víctimas como a sus familiares. “La familia de Alarcón nos amenazó muchas veces en mi casa, hice denuncias por amenazas, pero hasta el momento no hay notificaciones”, expresó la mujer.

Sobre las denuncias por amenazas, la mujer detalló: «Hace pocos días, la mamá del otro nene abusado presentó una denuncia por amenazas contra la madre de uno de los acusados. La señora iba en moto, lo encontró al nene en la calle y lo amenazó con un arma. La denuncia fue realizada en la Policía y en fiscalía». En otra ocasión, otros familiares llegaron a su casa para exigir que retiren las denuncias: «Esa vez, estaba mi hija que recién había tenido su bebé y nos amenazaron a todos”.

La mujer se acercó a la fiscalía en turno durante la feria judicial para pedir protección para su hijo: «En la fiscalía vieron el expediente y el secretario del fiscal dijo que no podían interponer una perimetral a toda la familia, debido a que el culpable es únicamente el menor. Entonces fui al Juzgado del Menor, y también me dijeron que no podían actuar hasta que se levante la feria y se dicte la sentencia por el abuso», contó.

“Somos nosotros los que nos tenemos que cuidar de ellos, porque son peligrosos y violentos. El barrio está lleno de niños, esa gente no puede volver a vivir ahí, la Justicia tiene que hacer algo», alertó.

 

(Fuente: Diario Chaco)

Comentarios

comentarios